Pasa el tiempo, los segundos, el tic tac, de mi reloj,
son no más que pasos hacia ti